Es el eco del existir, la voz del silencio, de esa Intensidad "Vida,instante,tiempo". ..SENTIMIENTOS.. Que encienden y avivan la razón del corazón... "EL SITIO DE MI RECREO"... "No hay dos iguales... SINO DOS QUE SON SOLO UNO"....

miércoles, 31 de octubre de 2012

¡MUJER!... MI DULCE BAILARINA



Es tu danza un canto de amor,
elevas con tus pasos la voz del silencio
que resuena en mi interior, tu cuerpo de oropel
acaricia las notas que al filo de la noche
con dulces movimientos dibujas en mi entidad
 y reverberan bajo las estrellas
sobre sabanas  blancas
las mas bellas instancias de amor.

Es tu  danza un vuelo de mariposa 
revolotean tus alas al son del amor,
de nuestros cuerpos encendidos
que en dulce brío se funden
y amante vagabundo de tus
contornos soy, giras y giras
sobre mis vertientes
dando pinceladas de gran luminosidad 
los colores de arco iris  pocos son
ante tu inmenso vuelo de amor.

Hermosa bailarina tu cuerpo 
es dulzura,  y tus brazos al aire 
florecen en  dulce esplendor
las estrellas de la noche
relumbran al verte bailar
se baña en agua de rosas
el infinito con tu dulce danzar.

¡Mujer! Hermosa bailarina
el viento no susurra  sobre aquel abeto viejo
y la luna pierde su luminosidad
si tu esencia en aureola  deja de danzar. 

Reflejos destella el reino celestial con tu dulce mirar
0asis  perenne  de amor eres para mi vida
sinfonía de cantos desprende mi alma si tú estas
soy el hombre que te ama desde sus raíces
y eres con tú dulce danzar… ¡Mujer!  Fuente germinal.


Código: 1209182360073

viernes, 5 de octubre de 2012

SOMBRA DE TU ALMA...



Soy la sombra que cobija tus auroras,
quien deja impresa mi cadencia en la virtud de tu belleza,
en ese sueño abrazador que al  seducir tú corazón
devana los sentidos,  que  henchidos al pecho lanzan un suspiro.


Soy el jardinero que aviva con fulgor 
tu valle, montes y llanuras, el sol tibio que te alimenta,
y día a día me esparzo en tu albor gozando tu radiante lozanía,
 llego impetuoso,  enardecido mostrando mis ofrendas,
al escuchar la voz de tu interior que a mi nombra.

Inevitable,  entre fragilidad y fortaleza, 
tú mi flor divina,  eres el tiempo entre mis dedos,
el aire impenetrable que  me lleva en su preludio hasta el último cielo,
 mí tarde de verano, mis noches de desvelo
y en mis labios mi postrero aliento.

Eres flor entre mis espinas,
 el sacro dulzor de la primavera,
aquella profecía en que mi alma  arde
 entre el fuego abrazador con el que me atizas,
 y en toda instancia vivida se entrona
en dulce esplendor la osamenta de la vida.

Soy cautivo entre tu cuerpo,
el gemido que por ti clama,
 ese fuego que enciende,
 que aviva las entrañas
donde sorbo a sorbo
vencemos la distancia.

Inconsecuente de los azules amaneceres,
 entre mis laderas,  entre mis profundidades
eres la silueta que desgarra  lo insondable de mi hoguera,
del alma fecundada que flamante viene.


Con mis manos trazo tus talles,  
y develo de tus contornos la luz de tus misterios,
camino por la  voluptuosa espiral de tu cuerpo
en cálida y atrevida aventura buscando con mi boca
la embriaguez de tus cauces  como bruma
 que se va perdiendo entre mis propias sombras,
soy tierra en tu huerto que hurga tus raíces,  
exalto  tus hojas al viento, y suspiro  de tu alma
la brisa que moja tus ganas…

Te imagino,  te siento, te vivo
y como sombra en tu alma
posado en tus  entrañas  consiento en ti,  
la extensión de mis  besos, en el albor de tus deseos.




Código: 1210022444099

martes, 2 de octubre de 2012

CAUTIVO ENTRE TU CUERPO



En esta noche perlada de rocío
sucumbo ante la inminencia de tu fuego abrasador,
en el recoveco de tu piel que insita mis auroras 
seduzco  y dueño soy de tus deseos
 como enramada me adueño de tu efigie
aquilatando toda su hondura, toda su lozanía,
penetro en tus secretos que abrazan las ansias de mi ser,
locura de mis desenfrenos hasta fundirse
y en misteriosa ceniza unirse...


Cautivo entre tu cuerpo
sediento,  posado en tus entrañas,
vivo tu fuego refulgente,  prendido a lo infinito,
consintiendo con la extensión de mis besos tus deseos,
que no quede nada sin saber, sin haberlo pretendido…

Renaciendo entre tus instancias,
empápame de ti,  de tus vertientes
deseada, amada,  añorada, sentida
con la plenitud del sabor de tu holocausto
nos sabemos amados, entrelazados
ante el estallido inexorable del amor
que como volcán erupciona,
orgasmo somos,
ante nuestros cuerpos
renovados, rendidos…

Humedezco con mi boca tus talles subyugados,
te desnudo con el alma, cómplice de la mirada 
seduzco tus silencios y descubro tus encantos,
degusto el delicioso néctar de tu rosa,
en la fragante noche nacarada, subsisto deleitado, 
 aprisionado,  gozoso de tu lirio
que armonioso saborea el éxtasis de nuestros sexos,
amalgamados en dulce encuentro de caderas,
y la dulce melancolía de tus manos diestras
aductoras de caricias,  a mi esencia se acorazan
plasmando tu afección contenida.

Vive  amor del aire que respiro,
de la piel de tus orgasmos que lascivia desnuda
me sumerge en el oleaje tempestuoso,  rendido,
postrado ante la puerta de tus placeres
besando hasta la sombra en la horcaza del último suspiro,
dejare mis besos esparcidos en el limbo de tu cuerpo
sin finales, sin principios,  sin demoras 
haciendo con esta  locura de amor
realidad cada uno de tus sueños
porque soy…

¡¡Cautivo entre tu cuerpo!!…





Código: 1210022445621